La obra realizada en 1895 se encuentra en calle 26 entre 27 y 29, frente a la plaza San Martín. Pertenecía al Dr. Leopoldo Ojea, quien fuera intendente de esta ciudad. Los especialistas aportan detalles de su arquitectura.

La Comisión Municipal del Patrimonio Cultural y Natural (CUNA) de la ciudad de Mercedes, continúa trabajando en la difusión, concientización y protección del patrimonio de la región. Nuevamente, en base a un importante relevamiento que se realizó en el año 2002, bajo la misma iniciativa de la Comisión, se compartieron nuevos datos de interés. En esta oportunidad se refirieron a detalles de la ex residencia de quien fue intendente de Mercedes, el Dr. Leopoldo Ojea. La obra se encuentra ubicada en calle 26 entre 27 y 29, fue inaugurada en 1895 y su estilo arquitectónico corresponde al  neorrenacimiento italiano. Cabe destacar que mediante iniciativa de CUNA, en el año 2017 se gestó la ordenanza Nº 7933 emanada por el HCD, la cual consagra la preservación de los espacios lindantes a la plaza San Martín y la Catedral Basílica. El informe patrimonial resalta que la familia Ojea ha tenido destacada participación en la vida política, social, cultural y económica de Mercedes, protagonizando iniciativas vinculadas a los rápidos adelantos que tuvo la ciudad en la segunda mitad del siglo XIX y comienzos del XX. El Dr. Leopoldo Ojea, fallecido en 1923, fue intendente, ocupando además los cargos de concejal y presidente del HCD. Impulsó la realización de las Aguas Corrientes, la creación del Banco Popular de Mercedes, y fue dirigente de la Sociedad Rural local.

 

Arquitectura

Según el trabajo realizado por el cuerpo de arquitectos, se resalta que: el estilo neorrenacimiento italiano cubrió un amplio repertorio de tipos de edificios, especialmente en lo referido a la arquitectura residencial. “La difusión de este lenguaje que moldeó el paisaje urbano de las ciudades bonaerenses entre 1860 y 1890, en manos de hábiles constructores peninsulares pasó de un primer momento sobrio y mesurado, a otro más ornamentado, que combinó elementos manieristas y de inspiración barroca clasicista. La fachada de la Casa Ojea, alude a este segundo momento, perceptible a la ornamentación antropomorfa de las estípites de las ventanas laterales y los rostros de las pilastras jónicas; y en el despliegue de elementos vegetales en el frontis curvo que jerarquiza el acceso central, con un escudo que leva la sigla L.O (Leopoldo Ojea)”, explicaron. Otros detalles del neorrenacimiento de fin de siglo, que destaca el documento, son el fuste mixto de las pilastras del frente (liso y estriado) y la abundante decoración interior con detalles afrancesados. La distribución de la planta, totalmente simétrica, con eje en el centro del acceso principal, adopta la tradicional tipología de planta en “O”, con patio central cubierto al que vuelcan las distintas habitaciones, separado del zaguán por un hall tras mampara vidriada. El presidente de CUNA, Arq. Miguel Félix Brady resalta la disponibilidad de toda la Comisión “para asesorar gratuitamente sobre intervenciones que se quieran realizar en los frentes característicos de nuestra ciudad,  a los efectos de salvaguardar el posible valor arquitectónico patrimonial”. Quienes quieran contactarse con la Comisión Municipal del Patrimonio CUNA pueden realizarlo mediante sus redes sociales y/o a través del mail: patrimoniocuna@gmail.com.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre