La convocatoria lanzada en la ciudad por la Asamblea de Mujeres tuvo una buena participación. Hubo manifestaciones frente a los Tribunales locales. Un pedido de conciencia en medio de un fuerte recrudecimiento de asesinatos de mujeres en todo el país.

Al igual que en distintos puntos del país, en la jornada del pasado miércoles, las calles céntricas de la ciudad tuvieron una importante manifestación en reclamo de justicia por la continua cantidad de femicidios que se vienen dando en la Argentina.

Si bien el denominado caso Úrsula fue el detonante de esa acción, hay una clara coincidencia en visibilizar un difícil presente que vive nuestro país en lo que va del año en materia de homicidios de mujeres.

La consigna a nivel nacional #NiUnaMenos se centró en el reclamo por el asesinato de Úrsula, cuyo autor Matías Martínez también tiene una causa por violación a una menor con discapacidad en 9 de Julio.

En nuestra ciudad la acción se concretó en horas de la tarde a partir de la convocatoria lanzada por la Asamblea de Mujeres, la cual congregó una importante cantidad de mercedinos, quienes se concentraron frente a los Tribunales, en la esquina de calles 26 y 27.

Un grupo musical liderado por Cecilia Capaccio y Amarilis Díaz cantaron «Canción sin miedo» que dice: “Que tiemble el Estado, los cielos, las calles/ Que teman los jueces y los judiciales/ Hoy a las mujeres nos quitan la calma, nos sembraron miedo, nos crecieron alas/ A cada minuto de casa semana, nos roban amigas, nos roban hermanas, destrozan su cuerpo, la desaparecen/ No olvide su nombre, Sr. Presidente”.

En su estribillo, el tema musical que abrió la concentración en reclamo de justicia por los femicidios expresa: “Por todas las compas luchando en las calles / por todas las pibas denunciando trata, por las socorristas que nos acompañan, por todas las madres buscando en la plaza / Cantamos sin miedo, pedimos justicia / gritamos por cada desaparecida. / Que resuene fuerte: Nos Queremos VIvas / Que caiga con fuerza el femicida”

Durante el año en curso ya son más de cincuenta los femicidios ocurridos en territorio argentino, mostrando un incremento con respecto al año 2020. En una comunicación del Colectivo Ni Una Menos, donde se hace cargo de esta actualidad al Estado y a la Justicia se señala que “La víctima está sola frente a la policía -que nos toma por locas- y a una Justicia que no escucha. Sola, salvo por el acompañamiento de amigas o de organizaciones feministas en el mejor de los casos. Solas, encerradas por ese sistema de medidas de restricción que nadie hace cumplir. Existen los refugios pero son pocos y siguen sosteniendo el paradigma de perderlo todo en un encierro obligado y privado de los afectos cercanos mientras los agresores siguen con su vida. En el caso de Úrsula, le dieron vía libre institucional al femicida”.

A modo de radio abierta, se escucharon distintas posiciones y opiniones. El Estado y la Justicia como responsables de los femicidios y la violencia hacia la mujer fue el grito común. Una performance, que representaba la violencia a la mujer en forma de flor cerró la primera parte del encuentro. La intervención artística estuvo a cargo de Daira De Gruttola, Mel Garabello y Roxana Fajardo.

Marcha

Más allá de la concentración frente a Tribunales donde incluso hubo colocación de distintos carteles frente al Palacio, quienes participaron de esta acción colectiva decidieron marchar por las calles céntricas de la ciudad y así dejar demostrado que en Mercedes existen sectores que están preocupados por esta actualidad, con el reclamo de justicia.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre