Se trata de un gasoducto que unirá las localidades de Mercedes y Cardales. La obra fue propuesta durante la gestión Macri pero transitó por distintas problemáticas. Su realización impactaría de manera positiva en otros puntos del país en materia de servicio

Las empresas ENARGAS y TGS evalúan desde hace algunos días un plan para optimizar el sistema de gasoductos, visualizando el incremento de la producción y la optimización. El mismo podría tener impacto en la ciudad de Mercedes, ya que en las inversiones que se proyectan se encuentra la realización de un gasoducto entre nuestro distrito y la localidad de Cardales.

Concretamente se e plantean obras en Santa Cruz para expandir su capacidad de transporte y un nuevo gasoducto con planta compresora entre las localidades de Mercedes y Cardales en la provincia de Buenos Aires: el Gasoducto Mercedes–Cardales, que de acuerdo a los datos recogidos, la obra con presencia en Mercedes será para la transferencia de gas al sistema de Transportadora de Gas del Norte (TGN).

TGS fue la empresa que propuso la construcción de un nuevo gasoducto de 73 km de longitud de 30” de diámetro desde Mercedes hasta Cardales,, y conectándose al sistema de gasoductos de TGN. Esta obra se complementa con la adecuación de las instalaciones en General Las Heras de manera que permita la operación de los distintos gasoductos con flexibilidad y confiabilidad.

Este nuevo gasoducto sería apto para transportar hasta 15 MMm3/d de gas natural para el abastecimiento de los consumidores conectados al sistema de TGN. Para este nuevo desarrollo se calcula un plazo de ejecución total del proyecto desde su inicio en diez meses. De este modo, se busca incrementar el abastecimiento de futuros usuarios en GBA y Litoral, además optimizar el uso de gasoductos existentes y que actualmente tienen “tramos ociosos”.

Otro de los objetivos de este plan es darle al sistema de transporte un pulmón adicional de gas en términos de stock o linepack para atender picos horarios de demanda en la zona de mayor consumo y más alejada de las cuencas productoras, posibilitando atender consumos importantes como grandes usuarios del Sistema Eléctrico en las zonas de GBA y Litoral. Por eso también se permitiría la transferencia de volúmenes a la Terminal de GNL en Escobar.

Disputa

La idea de concretar esta obra tiene ya varios años de intención e incluso, durante el año 2018 fue motivo de una fuerte disputa en una audiencia pública sobre gas entre las empresas TGS y TGN

Fue en ese entonces un inédito enfrentamiento público entre los representantes de las firmas de Paolo Rocca y Marcelo Mindlin. TGS propuso construir el gasoducto Mercedes-Cardales, pero TGN cuestionó que la obra se financie con un aumento adicional de tarifas y presentó una contrapropuesta.

En esa audiencia pública se insistía en que la obra permitirá contar con un cuarto canal de alimentación de gas natural que formará parte del sistema actual de gasoductos anillados que abastece la zona del Gran Buenos Aires, donde se concentra la mayor demanda del país.

La capacidad de transporte del gasoducto será de 11 millones de metros cúbicos día y el plazo de ejecución de la obra se estima en 18 meses. El proyecto contempla además la instalación de una planta compresora de 10.000 hp de potencia en Mercedes y de una estación de transferencia y medición de volúmenes de gas en Cardales. 

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre