Prorrogó por 180 días una medida de diciembre. En el Gobierno bonaerense descuentan que harán lo mismo con el servicio eléctrico. Prorrogan imposibilidad de cobro de comisiones en utilización de cajeros automáticos

En el marco de la situación de pandemia que atraviesa el país, se confirmó que el Gobierno nacional prorrogó por seis meses el congelamiento de las tarifas de luz y gas, y la Provincia analiza hacer lo mismo en el caso de las facturas eléctricas.

La medida fue tomada el día viernes a través de un decreto publicado en el Boletín Oficial, que extiende los plazos previstos en la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva, aprobada en diciembre pasado.

En principio, la medida se había tomado en el marco de la emergencia económica, mientras se evaluaba un nuevo régimen tarifario. Pero ahora se prorrogó en el marco de la situación derivada de la expansión del Coronavirus en el país.

La medida se prorrogó por 180 días, por lo que regirá hasta fin de año para las tarifas eléctricas de las empresas bajo jurisdicción nacional (Edenor y Edesur) y gas natural de todo el país.

En ese marco, el Gobierno provincial  en los próximos días tomará una medida similar para las empresas bajo concesión provincial (Eden, Edes, Edea y Edelap) y las 200 cooperativas. Si bien aún no existe una resolución al respecto, fuentes oficiales indicaron que en estos casos “se toma el mismo camino de Nación”.

En el territorio bonaerense, el gobernador Axel Kicillof suspendió los aumentos aprobados por su antecesora, María Eugenia Vidal, y postergó cualquier suba por seis meses. Frente al vencimiento del plazo, se descuenta que prorrogará la medida hasta fin de año.

La medida nacional

El decreto nacional también extendió por 180 días la prohibición de suspensión o el corte de los servicios de energía eléctrica, gas, agua corriente, telefonía fija o móvil e Internet y TV por cable, en caso del no pago de las facturas.

Los incluidos son los beneficiarios de las asignaciones universales por hijo (AUH) y por embarazo (AUE); de pensiones no contributivas que perciban ingresos mensuales brutos no superiores a dos veces el salario mínimo vital y móvil, actualmente en $16.875; monotributistas sociales, y jubilados, pensionados y trabajadores en relación de dependencia que perciban una remuneración bruta menor o igual a dos salarios mínimos.       

Además, se incrementó de tres a seis las facturas impagas (consecutivas o alternas) que un usuario vulnerable podrá acumular sin que la empresa de cualquiera de los servicios públicos pueda interrumpirle el suministro.

Finalmente, se extendió hasta el 28 de junio la obligación de las empresas de telefonía móvil e Internet de brindar un servicio reducido para garantizar la conectividad a los usuarios y las usuarias con servicio prepago que no realicen recargas.  

Sin comisiones en cajeros automáticos

El Banco Central decidió prolongar hasta el 30 de septiembre la suspensión del cobro de todos los cargos para operar en cajeros automáticos, en el marco de la pandemia COVID-19.

Esta medida, establecida para facilitar la operatoria de los usuarios, ya se encontraba vigente hasta el 30 de junio y se extiende ahora hasta el 30 de septiembre inclusive.

Las entidades financieras no pueden cobrar cargos ni comisiones por cualquiera de las operaciones (depósitos, extracciones, consultas, etcétera) efectuadas mediante todos los cajeros automáticos habilitados y operados por ellas en el país, más allá del importe o de la cantidad de extracciones, sea el usuario cliente o no de la entidad.

También continúa vigente la norma que establece que todas las entidades deben permitir montos de extracción por cajero automático como mínimo de 15.000 pesos -acumulado diario-. Esto incluye a las extracciones realizadas tanto por personas humanas como jurídicas, con independencia de si son clientes o no de la entidad.

Por otra parte, el BCRA también prolongó el periodo en el que las entidades no pueden cargar intereses punitorios sobre los montos no pagados de créditos concedidos. D

De esta manera, los saldos impagos de créditos otorgados por entidades financieras, incluyendo los que se actualizan por UVA, cuyas cuotas vencen entre el 1 de abril y el 30 de septiembre de 2020, no devengarán intereses punitorios. Además, se ratifica que las cuotas impagas deberán incorporarse en los meses siguientes al final de vida del crédito, considerando el devengamiento de la tasa de interés compensatorio.

En la misma norma que prorroga el no cobro de punitorios sobre las cuotas no pagadas de créditos, se recuerda que los usuarios cuentan con el derecho de revertir los débitos directos y los débitos automáticos, dentro de los 30 días corridos contados desde la fecha del débito y la obligación de las entidades de devolver los fondos dentro de los tres días hábiles de la solicitud.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre