Mercedina que viajó por intercambio de estudios no puede regresar al país

0

Agustina Báez se encuentra en Ginebra. Tenía planificado estar seis meses pero la pandemia suspendió las actividades. Busca ser repatriada pero junto a otros argentinos que se encuentran en aquel país no encuentran respuestas en las autoridades nacionales. En Ginebra se registraron más de 4 casos de COVID-19

Agustina Báez es una joven de nuestra ciudad quien en febrero último viajó a Suiza en el marco de un intercambio de estudios. Cursa estudios de Ciencias Políticas y tenía planificado permanecer en aquel país hasta junio próximo.

Sin embargo, la declaración de pandemia motivó que se suspendieran las clases presenciales, y desde ese instante vive gran parte del día encerrada y solo tiene la posibilidad en algunas jornadas en salir para hacer compras en el supermercado.

De manera telefónica contó a Protagonistas cuales es la situación que está atravesando y las dificultades que viene enfrentando junto a otros argentinos para poder regresar al país.

No es para menos, en Ginebra – ciudad en la que está residiendo -, el número de casos positivos es aún mayor a la cantidad de todos casos detectados en Argentina.

“Yo estoy en Ginebra por un intercambio académico, en la Universidad de Ginebra; el año pasado apliqué para una beca de estudios por un semestre así que este año vine en febrero y la idea era estar esos seis meses, pero bueno, con el tema de la pandemia las clases se me suspendieron y estoy haciendo cuarentena desde el 15 de marzo” relató Agustina en un primer momento.

Agregó: “Yo llené los formularios de cancillería, de repatriación, mando mails casi todos los días pidiendo información sobre vuelos para la vuelta, preguntando sobre sí estoy en las listas o me tienen en cuenta. Me responden que nada, que están haciendo listas según prioridades como edad, salud y demás, y que yo tendría que contactarme con mi consulado correspondiente”.

Agustina indicó que envió mails al consulado que en este caso está en la localidad de Berna, desde donde le responden que los vuelos son jurisdiccionales y que ellos solo pueden dar datos de vuelos que salgan de Suiza, “los vuelos que salen de otros puntos de Europa no son de su jurisdicción y por eso les he bastante difícil plantearnos a los argentinos que estamos en Suiza, alternativas”.

El consulado le ha manifestado a la joven mercedina que se contacte con su línea área con la cual tenía programado su vuelo de regreso, en este caso Aerolíneas Argentinas, y al hacer ese contacto se les comunica que las listas las define cancillería y que ellos no lo manejan.

Pese a intentos de contactarse con consulados argentinos que están ubicados en otros puntos del viejo continente le responden que los argentinos varados en Suiza no son su responsabilidad. “Ahí nos dicen que quien se tiene que ocupar es nuestro consulado ubicado en Suiza” destacó la mercedina, explicando “estamos como en un juego que tienen con los argentinos que estamos en el exterior donde se pasan constantemente la pelota entre unos y otros, y no hay respuestas concretas. Estamos en un contexto de incertidumbre total, no hay respuestas, y lo que pedimos es eso; yo entiendo y priorizo por sobre todo la salud de los argentinos, la cuestión humana, pero los argentinos que estamos en el exterior también valemos, también somos argentinos, entonces parece que se están olvidando de eso, y pareciera que nuestra salud no es prioridad, que algunos son más argentinos que otros… Lo que más preocupa es la cuestión  de la marginalidad de todos los que estamos en el exterior en ciudades  y países que no son, geopolíticamente hablando, centros importantes. Todos  los vuelos están saliendo de ciudades  que son centros en Europa, Madrid, Roma, Paris; todos los otros pareciéramos que no valiéramos. Claramente para la cancillería no somos prioridad y para el Estado argentino es como que no existimos…”.

Para la joven está claro que “Hace falta voluntad política para que todos los argentinos podamos estar de nuevo en nuestro país,  y todo esto no es catarsis, es el derecho que tenemos de poder regresar a la Argentina…”.

El día viernes se conoció un nuevo plan de vuelos de repatriación donde se concretarán 16 viajes, de los cuales cuatro o cinco son de Europa y todos, como manifestó Agustina son de los destinos más conocidos. Explicó que además es imposible de trasladarse de un país a otro dentro de la misma Europa.

Actualmente en Suiza hay más de 28 mil casos confirmados de COVID – 19, de los cuales unos 4500 están confirmados en la propia Ginebra. “Claramente estoy en una exposición mucho más fuerte acá y por eso es que apenas se declaró la cuarentena y empezaron los vuelos de repatriación comencé a intentar volver a mi casa…” enfatizó Agustina.

Regreso

Originalmente Agustina debía regresar el día 26 de junio, incluso por el momento dicho vuelo no ha sido cancelado. Se estima que ello pasará en los próximos días, teniendo en cuenta que ya fueron dados de baja todos los vuelos de mayo.

Hoy, sus días los pasa en una residencia universitaria “que habitualmente aloja a estudiantes de todo el mundo, es muy grande, tiene cuatro edificios, y hoy no queda nadie porque la realidad es que casi todos se volvieron a sus países en cuanto pudieron. La verdad es que muchos países facilitaron que sus estudiantes y demás pudieran volver. En la residencia cada estudiante tiene un cuarto, y las cocinas son comunes. Yo estoy en la cuarentena, aislada, y ni bien empezó este período, el gobierno tomó medidas drásticas y correctas, pero de no poder estar más de una persona en la cocina, que no permiten juntarse con nadie, hay que  estar solo. Yo vine aquí con una compañera de la carrera, que vive en este mismo edificio, en otro piso, y la realidad es que no nos podemos ver. También hay otra chica argentina con la que nos conocimos acá, también está en otro piso. Solo nos podemos organizar para ir a hacer las compras y charlar, cuidando las distancias que se piden…”.

Agustina dijo que el hecho de estar sola hace difícil la situación, “quisiera estar haciendo esta cuarentena con mi familia” resaltó, y sus días pasan haciendo sus estudios de manera on line. Destacó el apoyo que le da la Universidad Católica Argentina a través de la Internet donde está cursando una materia.

La joven mercedina lleva adelante sus estudios de Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales y no ve la hora de poder recibir una comunicación que le manifieste que tiene un vuelo para regresar a su país. “Estoy en un lugar que no es mi casa, donde no tengo mis cosas… trato de hacer lo que mejor puedo, acá cuando necesitas un abrazo de tu familia no lo tenés, si bien me siento acompañada por ellos,  y por mis amigos…”, concluyó Agustina Báez.

Paula Romano llegó a Mercedes

Luego de permanecer varios días varada en México Paula Romano pudo subirse a uno de los vuelos de repatriación y a principio de la pasada semana llegó a Argentina.

Atrás quedaron los días de tristeza por lo que ya hoy se encuentra en la etapa de cuarentena junto a su familia

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre