El área de Seguridad Municipal inició un trabajo para que viejos vehículos puedan transformarse en herramientas de prevención. La primera unidad ingresó este viernes a la cárcel local donde un grupo de internos trabajarán para acondicionarlo.

Un interesante programa comenzó a desarrollarse en el interior de la Unidad 5 del Servicio Penitenciario, donde un grupo de internos con conocimientos en mecánica y restauración de vehículos, recuperarán a rodados que tiempo atrás pertenecieron a la Policía Bonaerense.

El último viernes, un viejo colectivo de la fuerza policial que se encontraba en desuso en el terreno de la Unidad de Traslado de la Policía de la Provincia de Buenos Aires (ubicado entre las dos estaciones de ferrocarril), fue trasladado por personal municipal hasta el interior de la cárcel para comenzar con el trabajo.

Gonzalo Anselmo, subsecretario de Seguridad Municipal confirmó que todo se da en el marco de un programa en el que se interesó el municipio, alcanzando un acuerdo con la autoridades del Servicio Penitenciario y de la Unidad de Traslado de Policía Bonaerense.

En el diálogo con Protagonistas, el propio Anselmo contó: “Se tratar de una orden de trabajo, que se canalizó a través del personal de la Unidad 5 con la Jefatura del Servicio que autorizó que ingresáramos con los vehículos para poder repararlos”.

A esto se sumó que la Unidad de Traslado de Policía condonó los rodados ya en desuso y así poder proceder al objetivo de recuperar estos vehículos, que en este caso se convertirá en una suerte de posta policial a instalarse en algún lugar a definir dentro de Merceedes. “Por ahora arrancamos con este vehículo, y seguramente más adelante podremos introducir algún otro rodado” destacó el funcionario agregando que es el municipio quien se hace cargo de los insumos que demanda la reparación.

De acuerdo a los datos recogidos, el trabajo demandará no más de dos o tres semanas, destacando el trabajo que los internos llevan adelante, bajo la supervisión del jefe de Talleres que se ubica dentro de la Unidad, como así también del personal subalterno que cumple funciones de maestranza.

Anselmo destacó la predisposición del personal de la Unidad 5, destacando al prefecto mayor Pablo Gregorini y al jefe de Talleres subprefecto De Acevedo. Las gestiones fueron realizadas desde la cartera de Seguridad del municipio, con la anuencia del propio jefe comunal.

Más herramientas para seguridad

En el municipio, los responsables del área de Seguridad remarcaron que este tipo de situaciones tiene como objetivos el poder sumar nuevas herramientas en prevención del delito. En este caso para la instalación de una posta, posteriormente con el ingreso de un segundo vehículo que podría tener una finalidad similar; mientras que en un futuro se buscará poder refuncionalizar diferentes vehículos, siempre con fines de prevención en materia de seguridad.

Desde Seguridad también resaltaron la tarea del personal municipal que permitió el traslado del viejo colectivo.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre