Pudieron cumplir con los compromisos salariales a pesar de una caída en los niveles de recaudación. Difieren fechas de vencimientos y analizan medidas para mitigar los efectos de la crisis y su impacto en el comercio. Admiten que el pago a proveedores presenta algunas demoras.

En el palacio municipal no ocultan su preocupación por una importante caída en los niveles de recaudación. Entienden que la situación provocada por el Coronavirus como así también los avatares económicos que vino sufriendo la Nación y por ende la provincia, desde hace unos años, hace que los contribuyentes no puedan estar al día con sus tasas municipales, a pesar que en el 2018 se implementó una moratoria. El subsecretario de Hacienda y Economía municipal David Valerga fue uno de los que advirtió la situación fiscal relacionada a las tasas, aunque dejó en claro “que por el momento el municipio de Mercedes viene a ritmo sostenido cumpliendo con sus principales compromisos económicos”. Si bien no hubo cifras a datos oficiales, como ha sucedido en la mayoría de los municipios, ese derrumbe en los pagos, rondaría el 50 por ciento. No obstante fuentes confiables aseguran que los compromisos provinciales, en el primer trimestre tuvieron buen cumplimiento. Al ser consultado por los procesos de pago, Valerga señaló que “ya hemos abonado los sueldos y el primer tramo de aumento a los municipales que fue un bono de 4.500 pesos que en principio era una suma fija no remunerativa no bonificable, para en mayo sí ser remunerativa. También pagamos ese mismo bono a los jubilados municipales que son más de 270” y agregó “de la misma manera pagamos el premio de asistencia anual de 3 mil pesos que lo cobraron más de 750 trabajadores municipales. Todos estos pagos significaron casi 50 millones de pesos que la comuna puso en el bolsillo de mercedinos, que de alguna manera permite que la caída del consumo en el comercio local no impacte tanto”, expresó.

Proveedores

En cuanto al pago de proveedores, David Valerga admitió, “estamos pagando, pero ahora un ritmo más lento, en los meses de enero y febrero tratamos de sacar deuda que había quedado de fines del 2019 por el cierre de cada año, más el gasto corriente. En el mes de marzo habíamos arrancado bien pero con el anuncio de la cuarentena preferimos focalizarnos en los gastos esenciales que es un poco lo que dice el decreto nacional, es decir, fortalecimos alimentos, gastos de salud, servicios públicos en lo que tiene que ver con la limpieza y mantenimiento de la ciudad, reparaciones de caños de agua, cloacas, compras de bombas para el mantenimiento del servicio de la red, se repararon las barredoras, es decir, nos centramos en poder paliar a nivel comunal la pandemia declarada en nuestro país”. Con relación a los fondos provinciales reconoció que la coparticipación el mes de marzo “la cerramos bien, a valores que teníamos previsto, el primer trimestre del año a nivel coparticipación que ronda el 25 por ciento del total del ejercicio. Estamos más o menos en ese número de lo que teníamos previsto recaudar” manifestó Valerga. Asimismo, informó “lo que sí se cayó en las últimas semanas es la recaudación municipal, teníamos el vencimiento el 31 de marzo de las tasas de red vial y de servicios generales, y dado la cuarentena se dificultó la distribución, por ese motivo tuvimos que correr esos dos vencimientos al 15 de mayo, posterior a la cuota cuatro que es el 30 de abril”. Además destacó que “el pasado viernes mantuvimos junto al intendente Ustarroz y responsables del área de Ingresos Públicos una reunión con representantes de la Cámara local, ya que el intendente estaba muy preocupado por cómo venía la actividad comercial e industrial y les adelanto que se estaba trabajando en algunas medidas sobre el pago de la tasa de Seguridad e Higiene, ya que la primer cuota, que vencía el 3 de abril ya fue corrida al 13 de abril pero muy probablemente, se tome acciones sobre las cuotas futuras, ya que por ejemplo la segunda vencía el próximo 5 de junio, pero se liquida sobre las ventas de los meses de marzo y abril, y somos conscientes que en estos meses muchos comercios e industrias vieron declinar su facturación, incluso algunos por la cuarentena tuvieron que cerrar sus puertas”. El funcionario sostuvo que tienen en claro que son tiempos difíciles, “pero también debemos ser responsables en el manejo de los fondos públicos y las obligaciones que tiene la Municipalidad hacia el futuro, por ello estamos implementando diferentes mecanismos, teniendo en cuenta y a sabiendas de las problemáticas existentes, para que los vecinos de Mercedes puedan seguir contribuyendo al municipio, algo que sabemos se reditúa con mejores servicios y progresos para la ciudad”, concluyó.

2 COMENTARIOS

  1. Lamentablemente ya se esta resintiendo . Es muy triste ver a tantos comerciantes con sus negocios cerrados o, con suerte, abierto medio dia y trabajando poco y nada. Es un circulo negativo en el que, en cierta medida, estamos todos. Y esa tristeza que se siente es contraproducente para estar fuertes ante la posibilidad de una enfermedad mas aun cuando la emocion que mas afecta a los pulmones, debilitandolos, es la pena, segun la medicina tradicional china. La incertidumbre de no saber cuando se ira normalizando la sitacion (la cuarentena parece interminable porque siempre la van extendiendo y ya nadie confia en la fecha limite….) agrega mas tension

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre