El servicio está teniendo alrededor de una docena de salidas diarias. En el primer semestre han sido convocados en más de dos mil ocasiones. Los tiempos de respuestas fueron buenos. Preocupa el financiamiento hacia adelante. En el primer año el aporte provincial apenas alcanzó para cubrir un 50 %.

La experiencia del SAME en Mercedes arrojó en su primer semestre de funcionamiento buenos resultados, los cuales están respaldados por las estadísticas elaboradas por la Secretaría de Salud. Protagonistas ha tenido acceso a las mismas y las convocatorias al servicio han sido unas 2070 en el término de 6 meses, hecho que representa un promedio de 345 por mes y un promedio de 12 salidas diarias. Más allá de las salidas, Salud analizó el tiempo de respuesta en cada una de ellas. “Gracias a la implementación de un sistema de seguimiento en tiempo real de la ambulancia, desde el llamado hasta su retorno a base, se lograron los siguientes tiempos promedios: tiempo hasta llegada ambulancia 4 minutos, tiempo hasta su llegada al hospital también de 4 minutos y el tiempo hasta su retorno a la base se calcula en 7 minutos”, informaron desde la cartera sanitaria local. Destacaron además que las capacitaciones con Bomberos y las capacitaciones internas “han logrado un gran compromiso y profesionalidad de los trabajadores”, remarcaron.

Erogaciones

Durante su discurso de asunción el gobernador Axel Kicillof, tuvo cuestionamientos hacia las políticas sanitarias de su antecesora, María Eugenia Vidal. No obstante dejó en claro que algunos aspectos que se habían hecho bien tendrían continuidad, y allí dejó en claro que el SAME sería uno de ellos. Por otro lado algunos intendentes hicieron conocer su preocupación por el avance en el tiempo del proyecto que significará mayores desembolsos para los distritos. De allí que en el distrito destaquen que no todo es “color de rosa”. En materia de números, el SAME implica una gran erogación presupuestaria para la comuna. “Los fondos prometidos por la Provincia para el primer año no llegan a cubrir ni la mitad de los costos. Para el primer año se otorgó un subsidio de 6.6 millones y el costo del primer año de funcionamiento asciende a más de 11 millones de pesos. Para este año la cosa viene peor. Solo serán otorgados 3.3 millones y el costo ascenderá a 14 millones de pesos”, aclaró la fuente comunal consultada. Para 2021 el panorama será aún más complicado, “el último subsidio será de 1.6 millones y el costo superará los 20 millones, todo ajustado por inflación”, agregaron. El SAME depende en un 100% de la Secretaria de Salud. “El Ministerio solo otorgó los recursos para arrancar, pero la selección de personal, sus pagos, contratación, gerenciamiento, armado de equipos y control, depende en un 100% del municipio”, se aclaró.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre