La dirigencia local de los gremios ha conformado una Mesa Sindical que no titubeó en brindar firmes y claros apoyos al Frente de Todos. En ese marco de unidad no se descarta una posible participación en el esquema político institucional local.

La Mesa Sindical podría ser parte de la nueva etapa del Gobierno local. Desde su constitución, el espacio que conforman diferentes entidades sindicales de la ciudad, se ha manifestado en contra de las políticas aplicadas por el Gobierno de Mauricio Macri (reforma laboral y previsional, tarifazos, entre otras) y hasta llevó a cabo movilizaciones en tal sentido. No es un dato nuevo, pues ha sido así en otros procesos electorales cercanos. Además no dudaron en expresar su apoyo público a la candidatura de Juan Ignacio Ustarroz y hasta se mostraron en algunos actos acompañando al titular del Ejecutivo. Como detalle puede mencionarse que la quinta concejal en la nómina del Frente de Todos era Aldana Chávez, una militante social que también tuvo el respaldo de esa Mesa Sindical. Pero ahora se avecina una nueva etapa donde el trabajo y la producción deberían ocupar un lugar de agenda prioritario. Un posible fortalecimiento de esas áreas tanto a nivel nacional como local podría abrir el camino de una participación más activa dentro del Gobierno comunal. Por lo pronto y en el mientras tanto, los sectores gremiales analizan algunos pasos tales como la normalización de la Regional de la Confederación General del Trabajo. “Es necesario e inevitable, especialmente cuando hablamos de unidad porque a través de la unidad llegamos a esta situación con un Gobierno que asumirá el 10 de diciembre. No hay alternativa”, expresa Mario Viñales, dirigente lucifuercista que se erige como el conductor cegetista. Es oportuno recordar que la delegación del Ministerio de Trabajo siempre ha sido un cargo reservado a las organizaciones sindicales, especialmente cuando estas gozan de un estado de concordia y cercanía con los espacios gobernantes. Bien este podría ser ese momento.

Espacios

En declaraciones a la prensa Viñales destacó como dato de importancia para la ciudad de Mercedes la alineación de los Gobiernos en cuanto a su signo político. Es decir Municipio, Provincia y Nación. Un dato que considera no menos importante es que dirigentes locales pasen a ocupar espacios en las Mesas o Comisiones Directivas nacionales como el caso de Andrés (AEFIP), quien asumirá en la Mesa Directiva nacional de esa organización el venidero 2 de diciembre. “Lo de Juan Martín es sin duda una demostración… cuando empezó no tenía nada en su gremio y hoy han podido llegar a tener un futuro promisorio. Entiendo que va a poder proyectar el trabajo que hizo aquí, poder demostrar que Mercedes tiene dirigentes de primera línea, y de una nueva generación”, agregó el hombre de Luz y Fuerza. Esa importancia está dada en la defensa además de cuestiones que tienen que ver con la escena distrital. Recordó que hace algunos años la región del organismo fiscal  estuvo a un paso de ser trasladada, incluso el año pasado hubo trascendidos sobre un intento de mudanza a Pilar, municipio en ese entonces gobernado por Cambiemos. “Su cargo pasa también a consolidar un lugar de trabajo, teniendo un representante va a ser mucho más fácil defenderlo”, agrega Viñales.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre