Marcelo Mansilla, hoy trabajando en Quilmes, sostuvo que socios, ex socios y otros  vecinos pretenden llevar un proyecto para la institución. Denunció que desde la actual conducción se le negó la incorporación a cerca de cien nuevos socios.

En el mundo del fútbol local el nombre de Marcelo Mansilla es sinónimo de dirigencia dentro del Club Estudiantes. Y a pesar que hoy su presente lo encuentra como delegado de Club Quilmes ante la Liga Mercedina, junto a un grupo de personas pugna por presentar un proyecto y regresar a la institución pincha.

Sus intenciones venían siendo firmes, aunque la pasada semana hizo una denuncia pública marcando críticas a parte de la actual dirigencia.  “Debo aclarar que no soy candidato a presidente sino que se presenta un proyecto a futuro. A principio de año, un grupo de socios actuales y también ex socios, preocupados por la situación del club, que se ve deteriorado en líneas generales, más que nada ediliciamente, se empezaron a autoconvocar y a la tercera o cuarta reunión me convocan a mí;  yo estoy alejado este año de Estudiantes, estoy trabajando en Quilmes, a quien agradezco que me abrió las puertas, me siento muy respetado y cómodo. Les expliqué que desde mi lugar iba a colaborar con ese proyecto a futuro, que para la situación en que está el país, es bastante ambicioso, y transcurridos los meses, esta gente que armó una agrupación me propuso encabezar ese proyecto. A partir de ahí, cuando la noticia comenzó a trascender, empezamos a tener algunos obstáculos. Se solicitó el  padrón de socios actual y fue denegado; el Estatuto dice que cualquier socio puede solicitar distintos informes de la institución…”.

A partir de esto, Mansilla sostuvo que quienes pugnan por presentar el proyecto, decidieron salir a la  búsqueda de nuevos socios y también convencer a ex asociados para que se sumaran. Con una gran cantidad de fichas, y el dinero necesario, se presentó una cantidad de unos 100 socios. Sin embargo, sostuvo Mansilla, la actual conducción decidió denegar tales incorporaciones de socios.

De acuerdo a los dichos de Mansilla, hubo una demora en la definición de la situación, y recién “el 19 de octubre, en forma indiscriminada rechazaron todas  las afiliaciones nuevas”. “Esto nos sorprendió mucho” agregó Mansilla.

Consultado sobre si habían existido fundamentos del por qué no a estas incorporaciones, sostuvo que nunca hubo algo en claro. “Según trascendidos entendían que esto era una suerte de golpe de estado “por cuestiones políticas”en el club. Creo que todo socio tiene derecho a armar otra propuesta” destacó Mansilla, agregando que entre los afiliados hay muchos vecinos conocidos de la ciudad.

A partir de la decisión de no permitir las mencionadas incorporaciones, precisó que algunos de los vecinos en cuestión han mostrado su indignación, y es así que se decidió sumar a un escribano con quienes decidieron apersonarse en la institución a los fines de iniciar un trámite administrativo. En ese momento, sostuvo Mansilla, el Escribano tomó contacto telefónicamente con el Secretario del club quien le manifestó que los interesados iban a ser incorporados como socios luego de la próxima asamblea  y que no habían sido sumados a los listados.

 

Problemáticas

Ante la pregunta sobre los problemas edilicios que marca sostuvo que en le campo de deportes hay mucha falta de mantenimiento como así también en las sede de calle 31.  Explicó que a partir de esa situaciones, algunas de las cuales habrían sido documentadas en fotografías, se decidió comenzar a trabajar en un nuevo proyecto.

En cuanto a la situación que se plantea  Mansilla precisó que “creo que lamentablemente esto va a terminar en la justicia, a pesar que hemos agostado instancias para no llegar a mayores”.

Finalmente, ante la pregunta sobre si existía comunicación con integrantes de la comisión, respondió: “Hay gente que me acompaña que pertenece a la comisión actual del Club. Vuelvo a insistir, ante este deterioro que se ha observado este tema se ha planteado en reunión de comisión directiva y no hemos tenido aún un acercamiento de las partes… llevamos un escribano, y nadie nos recibió. Pensé mucho en esto de llevar esta situación a mayores, pero bueno, la verdad es que el gran apoyo de la gente da fuerza para seguir adelante. Acá lo único que se busca es lo mejor para Club Estudiantes”.

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre