A partir de la temporada 2021 el torneo deberá tener 14 equipos. En temporada que arranca en marzo habrá en juego una masividad de descensos. Desafíos para tener un torneo con competencia, motivación y que no sea antieconómico.

El torneo de Primera División de la Liga Mercedina está  la vuelta de la esquina. Solo resta un mes y medio para el comienzo de una temporada, que sin dudas viene con una novedad más que importante: habrá descensos.

El año pasado hubo acuerdo para que a partir de la temporada 2021 se cree la categoría B. Los motivos de esta decisión se basaron en que años tras año, había interés de nuevos equipos en sumarse al fútbol oficial de la ciudad. En 2019 el número de equipos en la primera categoría llegó a 21, un número histórico para la institución creada en 1928. A partir de eso, fueron los clubes quienes manifestaron que no se podía seguir sumando instituciones y por eso la actual conducción de la liga logró persuadir a los dirigentes en la creación de una nueva división.

Desde la Liga entienden que más allá de tener mejores torneos, se terminará creando una nivelación del fútbol oficial, con equipos que tendrán competencia en todos los sectores de las tablas de posiciones. “La Liga va a seguir creciendo y sumando equipos” ha venido manifestando desde hace tiempo el Presidente de la Liga Esteban Marcelo, y al menos eso se ha venido cumpliendo desde hace ya un buen tiempo.

Lo cierto es que el año próximo habrá un torneo de Primera con 14 equipos y todo indica que habrá masividad de descensos en la temporada que se avecina. Sin embargo, las dudas están centradas en la forma que se definirán los descensos. Hasta diciembre del pasado año había un convencimiento de la dirigencia de la Liga en hacer un campeonato largo. Sin embargo, en las últimas dos semanas, han surgido dudas sobre tener un certamen con esa  característica, fundamentalmente por lo que ello podría generarle en contra a la competencia. A partir de las consultas que los mismos dirigentes han realizado entre muchos de los protagonistas, podrían surgir nuevas posibilidades. “Estamos escuchando voces y analizando cada cuestión” manifestó esta semana el presidente de la Liga al ser consultado sobre la forma del torneo que se viene. Confirmó que hasta diciembre tenía un pensamiento sobre la forma de torneo, pero que ello no significa que puedan surgir novedades.

Más clubes

Esta semana, dirigentes de Gimnasia estuvieron en la sede de la Liga reunidos con dirigentes de la propia institución a los fines de interiorizarse de los requisitos para sumarse con Primera y Reserva. Está todo dado para la vuelta del múltiple campeón del fútbol mayor, con mucha y rica historia dentro de la Liga. A esta institución se podría sumar otra de la ciudad de Luján, o al menos también dirigentes de un club de la vecina localidad estuvieron en Mercedes.

La dirigencia de la Liga trabaja no solo pensando en la presente temporada sino también en la del 2021, e imaginan que el año que viene, la Primera B podría tener no menos de diez equipos, lo cual supondría otro torneo interesante y con mucha competencia.

En el armado de la forma de descensos, las dudas sobre un torneo largo están centradas en lo que podría generar a partir de la mitad de la temporada. Si hubiera que definir ocho, nuevo o hasta diez descensos en único certamen quieren tener en cuenta que ocurriría si hay equipos que “se cortan”, fundamentalmente en la zona baja y como ello impactaría en el desarrollo de todo el torneo.

Por lo pronto, los próximos días serán propicios para analizar a fondo esta cuestión y tener en cuenta la mayor cantidad de detalles. Hay convencimiento para que la idea que se termine por definir deje un certamen que sea competitivo, con la mayor motivación durante el desarrollo del juego y que no impacte de manera negativa en lo económico.

Inferiores

Por estos días la dirigencia de la Liga está analizando también cambios para la temporada de divisiones inferiores. Para ello aún esperan a saber con qué cantidad de equipos contarán, teniendo en cuenta los trascendidos de bajas y altas. Hasta no tener la cantidad precisa de equipos no se podrá avanzar demasiado.

En lo que sí habría novedades es la idea de resurgir el torneo de verano en cancha de la Liga para la categoría que en la temporada debutará en cancha de 11, en este caso 2008. Se intenta concretar un certamen con la finalidad que gran parte de lo recaudado sea destinado a los clubes participantes para el pago de la cuota mensual que los clubes deben afrontar ante la Liga. Cada vez que se hizo un certamen de estas características, los clubes se vieron beneficiados.  

DEJA UNA RESPUESTA

Pone tu comentario
introduzca su nombre